El tiempo de estancia en la página web es determinante para clasificar la calidad de las visitas, por lo que, trabajando ciertos aspectos, se conseguirá que el tráfico que llega a la página web lo haga porque realmente le interesa lo que le estamos ofreciendo y, además, su tiempo de estancia será mayor. Google tendrá esto en cuenta para mejorar la posición en su ranking.


Al comienzo, todo lo que los administradores de páginas web tenían que hacer era enviar la dirección de una página web, o URL, a los diferentes motores, los cuales enviarían una araña web o rastreador web para inspeccionar ese sitio, extraer los vínculos hacia otras páginas que tenía esa web y devolver la información recogida para ser indexada. El proceso involucra a un araña web perteneciente al motor de búsqueda, que descarga una página y la almacena en los servidores de la empresa, donde un segundo programa, conocido como indexador, extrae información sobre la página. Entre ella, las palabras que contiene y dónde están localizadas, la relevancia de palabras específicas y todos los vínculos que contiene la página, los cuales se almacenan para ser rastreados posteriormente por la araña web.
El SEO Local o Posicionamiento Local es una estrategia de marketing online destinada a destacar y hacer visible una marca – negocio cuando potenciales clientes buscan la actividad, productos o servicios que vende haciendo referencia a la localidad o zona donde está emplazada u opera la misma, es decir, cuando la búsqueda se produce físicamente cerca de donde está ubicado el negocio. 
Si tenemos una empresa de limpieza, por ejemplo, y trabajamos bien el posicionamiento SEO con las keywords elegidas, conseguiremos figurar en búsquedas con términos como «limpieza de oficinas» o «limpieza de piscinas». Las personas que hagan clic sobre esos resultados son consideradas tráfico web de calidad, ya que el buscador reconoce que la web contiene información relevante que sirve como respuesta a una búsqueda focalizada de un usuario.

Comprueba que tu web se ve correctamente tanto en un ordenador como en dispositivos móviles (tablets y móviles). Si un visitante llega a tu sitio y la web no carga bien te puedo garantizar que abandonará tu página a la velocidad de la luz. Como ya te contamos en este post, tener un responsive en condiciones es básico para posicionar bien y para que la gente encuentre satisfactoria la experiencia en tu sitio. Con Website Responsive Testing Tool puedes comprobar tu web en multitud de dispositivos y resoluciones.
Truco: en la newsletter de la compañía, conviene facilitar todos los enlaces a los perfiles de las redes sociales, página web o formulario de contacto para generar tráfico web. Parece obvio, pero aún se reciben muchos boletines que no lo tienen presente. Con un simple click, puedes tener a un suscriptor navegando por tu página web y poniéndose al día de los últimos contenidos.
Este punto es complementario al anterior. No sólo debe cargar todo bien sino que debe hacerlo rápido. Se dice que si una web tarda más de 3 segundos en cargar el 56% de los usuarios la abandonará. Más de la mitad. Puedes comprobar cuánto tiempo tarda tu web en cargar usando GTmetrix, una herramienta que analiza tu web y te da un montón de información sobre su rendimiento a nivel técnico. Si necesitas un análisis web personalizado y a fondo, puedes conseguirlo aquí.
×